imagen del contenido

Aznalcázar (Sevilla)

Los vecinos y vecinas del pueblo sevillano disfrutan de una jornada televisiva en la que ponen de manifiesto su amor por la tierra y las tradiciones.

Reproducir
Información

Aznalcázar (Sevilla)

Aceite, frutales, arroz o piñones “colorean” las tierras de Aznalcázar, una localidad situada a 25 kilómetros de Sevilla que cede parte de su suelo al coto de Doñana y en cuyo Vado del Quema cantan todos los años los rocieros. Como invitados de “Tal como somos”, sus vecinos y vecinas muestran lo mejor de sí mismos: su gastronomía, sus cultivos y su historia, de la que el ex alcalde Justo Navarro Fuentes destaca un capítulo protagonizado por el Duque de Niebla, quien se jugó a las cartas el coto de Doñana y lo perdió. Además, durante el programa también se narra la relación del poeta Gustavo Adolfo Bécquer con el municipio y se cantan unas coplas de bamba, una especie de soleá por bulerías llamada así porque antiguamente las muchachas se bamboleaban en los columpios mientras las cantaban. El Coro de la Hermandad del Rocío es el encargado de animar la plaza con su música.